Lo que hay que saber sobre las técnicas de gestión de inventarios

Conozca los diferentes tipos de técnicas de gestión de inventarios y descubra cómo pueden transformar sus prácticas de gestión de inventarios.

los responsables de los almacenes realizan controles mediante técnicas de gestión de inventarios

Published 13 Jul 2022

¿Qué son las técnicas de gestión de inventarios?

Las técnicas de gestión de inventarios consisten en métodos y estrategias para ordenar, utilizar y almacenar eficazmente los artículos en stock. Encontrar el método adecuado dependerá del tipo de producto o negocio que presente su empresa. El establecimiento de un sistema eficaz de gestión de inventarios ayuda a reducir considerablemente los costes de transporte y a mantener una cadena de suministro bien engrasada.

Importancia de los inventarios

Emplear las herramientas y técnicas adecuadas en la gestión de inventarios ofrece muchas ventajas para su empresa. Por ejemplo, estos métodos le permiten mejorar sus procesos de inventario y reducir los costes de almacenamiento. Mantener los artículos almacenados en un nivel óptimo le permite ahorrar espacio en el almacén y gastos de alquiler.

Las técnicas eficaces de gestión de inventarios también le permiten atender mejor a sus clientes. Abastecerse de la mercancía le garantiza una mayor rapidez en la entrega de sus productos y, a su vez, la satisfacción de la demanda de los consumidores.

Además, los gestores que manejan múltiples inventarios también pueden desempeñar sus funciones con mayor eficacia utilizando métodos de gestión de inventarios que se adapten a sus necesidades empresariales.

Tipos de técnicas de gestión de inventarios

La gestión de inventarios afecta a todos los aspectos de las operaciones de su empresa, desde la producción hasta la distribución. Por lo tanto, es vital seleccionar las herramientas adecuadas para gestionar sus existencias de forma eficaz. Esta sección explora siete técnicas de gestión de inventarios, incluyendo sus beneficios y costes.

técnicas de gestión de inventarios

Tipos de técnicas de gestión de inventarios | SafetyCulture

Inventario justo a tiempo

El inventario Justo a Tiempo (JIT ) tiene sus raíces en el sistema de fabricación de Toyota. Esta técnica de gestión de inventarios consiste en mantener unos niveles mínimos de existencias en la cantidad y el tiempo adecuados. La aplicación de este sistema requiere una cuidadosa planificación para la entrega puntual de nuevos pedidos.

Ventajas: Al mantener los niveles de stock al mínimo, las empresas pueden evitar cantidades excesivas de inventario que podrían permanecer desatendidas en el almacén. También ayuda a reducir los residuos y a ahorrar costes de alquiler y de almacén.

Contras: Incluso los más pequeños retrasos pueden causar problemas, por lo que la ejecución de este sistema debe planificarse a fondo. Sin un plan adecuado, las empresas corren el riesgo de quedarse sin existencias.

Envío a granel

Esta técnica de gestión de inventarios se basa en la premisa de que la compra y el envío de mercancías a granel son más baratos. El envío a granel es ideal para productos básicos con gran demanda por parte de los clientes y una larga vida útil. Sin embargo, este método puede plantear un problema cuando se utiliza en productos con demandas fluctuantes.

Ventajas: La entrega de artículos en grandes cantidades reduce el número de envíos necesarios. A su vez, ayuda a ahorrar en los gastos de envío. Además, también aumenta el potencial de rentabilidad, sobre todo en el caso de los artículos de inventario de gran demanda.

Contras: Por otro lado, el envío a granel también eleva el riesgo potencial sobre el capital de una empresa. Las empresas también pueden tener dificultades para adaptarse cuando la demanda cambia sin previo aviso. Además, mantener grandes cantidades de existencias puede aumentar los costes de almacenamiento y depósito.

Inventario de consignación

Normalmente, un minorista compra primero los productos a un proveedor antes de venderlos al público. Sin embargo, esta transacción toma un camino diferente bajo un inventario de consignación.

En este enfoque, el expedidor (proveedor) permite al destinatario (minorista) vender bienes sin pagar por adelantado. El proveedor sigue siendo el propietario del producto, pero asume la responsabilidad de conservarlo y venderlo al minorista. Por lo tanto, el minorista sólo paga al proveedor después de vender los productos.

Ventajas: Por parte del proveedor, tener un acuerdo de consignación supone menores costes de almacenamiento. Además, la entrega de los productos al minorista abre sus productos a un mercado más amplio sin ocupar demasiado espacio en su almacén.

Mientras tanto, los minoristas pueden ofrecer productos sin necesidad de teclearlos hasta su capital. Este método también les permite devolver los artículos no vendidos con un coste mínimo o nulo.

Contras: El proveedor no recibe dinero hasta que el minorista vende su mercancía. Por ello, deben tener suficiente dinero en efectivo durante largos periodos para compensar esta situación. Y si los productos no se venden bien, ambas partes tendrán pérdidas. El proveedor podría perder capital, mientras que el minorista podría perder espacio de almacenamiento.

Cross-docking

El cross-docking se refiere a un sistema de envío de artículos de inventario desde el proveedor hasta el minorista. En este método, los proveedores transfieren sus mercancías directamente a los vehículos de salida para su envío. La entrega inmediata de los artículos a los minoristas puede ayudar a reducir los costes de almacenaje.

Ventajas: El cross-docking requiere poco o ningún espacio de almacenamiento, ya que las mercancías se transfieren directamente a los camiones de reparto. De este modo, las empresas ya no necesitan mantener las existencias en el almacén durante largos periodos.

Contras: Para llevar a cabo este método con éxito, debe disponer de una amplia red de vehículos de transporte.

Dropshipping

En cambio, el dropshipping permite a los proveedores enviar los productos a sus clientes directamente. Cuando un minorista vende un producto, el proveedor se hace responsable de entregarlo al cliente. De este modo, los minoristas pueden ofrecer productos sin tener que gestionar el inventario en sí. El Dropshipping funciona mejor para las tiendas online.

Ventajas: El Dropshipping elimina los costes de mantener los artículos en stock. Dado que los minoristas ya no tienen que preocuparse de almacenar y abastecer los artículos del inventario, pueden centrarse en la venta de los productos.

Contras: La gestión de las existencias y la garantía de calidad son totalmente responsabilidad del proveedor.

Cantidad de pedido económico

La cantidad económica de pedido (EOQ) identifica la cantidad de inventario que una empresa debe pedir en un momento dado. Calcula el número de unidades o artículos a comprar con cada pedido de lote. Al comprar la cantidad adecuada de productos, las empresas pueden ahorrar espacio de almacenamiento y minimizar los costes de exceso de existencias.

La fórmula EOQ tiene en cuenta los siguientes factores:

  • Costes de instalación – por pedido, incluyendo la manipulación y el envío
  • Tasa de demanda: número de artículos vendidos al año
  • Costes de mantenimiento – determinados anualmente, por unidad

Ventajas: La determinación del EOQ ideal reduce significativamente los costes de pedido, transporte y otros costes logísticos. Las empresas también pueden adaptar esta fórmula a sus necesidades comerciales.

Contras: La fórmula EOQ requiere una sólida comprensión de complejos cálculos matemáticos. Tampoco tiene en cuenta las fluctuaciones económicas, ya que supone una demanda estable de bienes.

Cantidad mínima de pedido

La cantidad mínima de pedido (MOQ) establece la menor cantidad de inventario a comprar en cada pedido. El cálculo se basa en las siguientes métricas:

  • Demanda mensual de productos
  • Punto de equilibrio entre el coste total y los ingresos de los artículos del inventario
  • Estimación de los costes de mantenimiento

En otras palabras, calcula la unidad mínima de existencias que un minorista puede pedir a un proveedor. Los artículos más baratos suelen tener un MOQ más alto, ya que son más rentables. En cambio, los productos caros suelen tener un MOQ más bajo.

Ventajas: Establecer una cantidad mínima de compra ayuda a los proveedores a encontrar el mejor precio posible por unidad. Mantener las compras al mínimo puede ayudarles a mantener bajos los costes de inventario al tiempo que obtienen un margen de beneficio constante.

Contras: Los costes iniciales de producción de las unidades pueden pasar factura, especialmente a las pequeñas empresas. Además, el cálculo sólo incluye los costes de producción, sin otros aspectos como los envíos y demás.